Fomentar un mundo mejor desde las escuelas de negocio

Las organizaciones de todo el mundo vienen estando en los últimos años bajo la presión tanto mediática como de consumidores, en referencia a dos cuestiones que son las que preocupan más a la sociedad: el cambio climático y la desigualdad, entre otras tantas amenazas para el bienestar humano. De ahí la exigencia a las empresas para que adopten las necesarias medidas para que sean proyectos sostenibles, que den prioridad a las personas y a la salubridad del planeta, que sean responsables y en vez de perseguir la maximización de beneficios como meta prioritaria, también compartan entre las principales prioridades, la de responsabilidad social corporativa y la buena reputación que ponga de manifiesto que se están haciendo las cosas bien, con una sensibilidad social y preocupación medioambiental.

La responsabilidad social corporativa y la buena reputación que ponga de manifiesto que se están haciendo las cosas bien, con una sensibilidad social y preocupación medioambiental

 

Existe un informe de “Educación Empresarial Responsable” del prestigioso Financial Times, en el que hay muchos ejemplos de escuelas de negocios que se adaptan a los llamados a la reforma de estudiantes, profesores, empleadores y comunidades por igual.

A tal punto esta preocupación es vital para esta nueva época de gran sensibilidad en la sociedad, que obliga a las empresas a tener un excesivo cuidado en sus acciones, que las escuelas de negocio también tendrán que tener en cuenta en sus programas. De hecho, los informes de educación empresarial están adaptando la metodología de sus clasificaciones de escuelas de negocio para aumentar el escrutinio y el crédito de las actividades relacionadas con la sostenibilidad y el propósito social.

Pero las métricas tienen sus límites

Como ha demostrado el debate más amplio sobre las responsabilidades ambientales, sociales y de gobernanza de las empresas, algunos temas son un poco complicados de cuantificar de manera fácil, comparable y exhaustiva. Lo mismo se aplica dentro de la educación, que tiene un papel fundamental en la formación de la próxima generación de directivos y empresarios.

Es por eso que el Financial Times lanzó sus “Premios a la Educación Empresarial Responsable de 2022” con la finalidad de garantizar que se analice cualitativamente una variedad más amplia de actividades para mostrar, recompensar e incentivar ejemplos individuales de mejores prácticas. Para ello, se ha contado con un distinguido panel de jueces que tienen una profunda experiencia y pasión en el campo de las organizaciones, y provienen de todo el mundo empresarial, organizaciones sin fines de lucro, y también del ámbito académico.

Una conclusión importante de este segundo año de los premios es que la fortaleza de los ganadores inaugurales no fue única. Recibieron otra lista impresionante de presentaciones de todo el mundo e identificaron muchos proyectos sólidos. Es evidente que los buenos investigadores académicos pueden no ser siempre los mejores candidatos para difundir o implementar sus ideas más ampliamente. Lo que se ha hecho es que, para la segunda edición de este premio, o sea, para 2023, se hayan modificado los criterios, ya que después de haberse centrado para la primera edición en los exalumnos, emprendedores e intra-emprendedores «generadores de cambios» como los «resultados» clave de las escuelas de negocio, el enfoque ha ido hacia ejemplos de trabajos prácticos de estudiantes que “aprendieron mientras hacían” durante sus cursos en proyectos con organizaciones de terceros.

El Financial Times lanzó sus “Premios a la Educación Empresarial Responsable de 2022” con la finalidad de garantizar que se analice cualitativamente una variedad más amplia de actividades para mostrar, recompensar e incentivar ejemplos individuales de mejores prácticas medioambientales, biodiversidad, inclusión, derechos humanos, etc.

 

El importante papel de los mecanismos que los vinculan con proyectos útiles

Si bien los esfuerzos realizados por los ganadores individuales merecen elogios, su trabajo también destaca el importante papel de los mecanismos que los vinculan con proyectos útiles. ESMT en Berlín tiene una “Beca de Líderes Responsables”, por ejemplo, que permite a los graduados de maestrías ofrecer apoyo gratuito a organizaciones que enfrentan desafíos sociales en países de bajos ingresos.

Para otro ganador, el Premio Hult fue un semillero importante, en la forma de un concurso mundial que desafía a los estudiantes universitarios a abordar problemas sociales a través de los negocios y proporciona financiación para ayudarlos a probar sus ideas.

Enfoques innovadores de la pedagogía

Reconociendo el papel central de lo que se enseña en el aula, el premio para 2023 se ha creado para enfoques innovadores de la pedagogía, dando prioridad específicamente a la toma de decisiones para la sostenibilidad o la adaptación al cambio climático.

Una gama cada vez mayor de escuelas de negocio proporcionó una gran cantidad de casos de enseñanza relevantes, que son influyentes porque llegan a un gran número de estudiantes. Los jueces concluyeron que algunos de los mejores materiales iban más allá de los casos tradicionales, brindando capacitación en línea, simulaciones, entrenamiento, tutoría e incluso meditación.

Varias fueron escritas conjuntamente por varios autores en diferentes escuelas de negocio y se pusieron a disposición en línea sin cargo, de una manera que proporcionó el mayor alcance posible a sus pares en otros lugares.

ESMT en Berlín tiene una “Beca de Líderes Responsables”, por ejemplo, que permite a los graduados de maestrías ofrecer apoyo gratuito a organizaciones que enfrentan desafíos sociales en países de bajos ingresos

 

Investigación académica con impacto social y evidencia de aceptación en la práctica

El premio final fue para investigación académica con impacto social y evidencia de aceptación en la práctica. Los mejores generalmente fueron escritos por múltiples autores con sede en diferentes instituciones, facultades, escuelas de negocio y países, publicados en una amplia gama de medios.

Atribuir causalidad nunca es fácil. Sin embargo, con demasiada frecuencia, los académicos continúan definiendo el impacto simplemente como el hecho de la publicación en revistas especializadas, que brindan una rigurosa revisión por pares, pero tienen un número limitado de lectores. Los mejores al menos buscan informes de su investigación en los medios de comunicación y en los puntos de venta de profesionales.

Difundir sus ideas de manera más amplia

Por contrario, las mejores entradas (artículos puestos a disposición online) describieron los esfuerzos de sus autores para difundir sus ideas de manera más amplia, participar en el debate público y participar directamente en la toma de decisiones con organizaciones del sector público y privado. Sus métricas de éxito fueron mucho más sorprendentes, en campos tan diversos y significativos como la esclavitud moderna y los trasplantes de órganos.

Es posible que los buenos investigadores académicos no siempre sean los mejores candidatos para difundir o implementar sus ideas más ampliamente, y tampoco se debe permitir que la presión para encontrar aplicaciones prácticas comprometa su libertad intelectual.

Las escuelas de negocios requieren mayores esfuerzos

Sin embargo, las escuelas de negocios requieren mayores esfuerzos para animarlas a centrarse en los desafíos sociales, conectar sus ideas a la acción y revisar los incentivos que están demasiado orientados a la investigación desconectada de la enseñanza o los resultados.

Los jóvenes reconocen que la ética en los negocios es fundamental. Y la propia empresa es cada vez más consciente de su impacto en el futuro

 

4 formas en que las escuelas de negocios pueden formar líderes para un mundo mejor

Las escuelas de negocio juegan un papel clave en la formación de los líderes empresariales éticos de hoy y de mañana.

Los jóvenes reconocen que la ética en los negocios es fundamental. Y la propia empresa es cada vez más consciente de su impacto en el futuro. En respuesta, las escuelas de negocio están reelaborando su enfoque de la ética y la sostenibilidad para incorporar los derechos humanos y los valores ambientales en su plan de estudios, investigación e impacto.

Autoridades académicas incluyendo representantes de la “Association to Advance Collegiate Schools of Business” (AACSB), Thunderbird School, Lagos Business School, The Global Education Department of the Financial Times, INCAE Business School (Costa Rica) y St. Gallen University (Suiza) asistieron juntos para un diálogo durante Uniting Business Live.

Discutieron cómo reacondicionar las instituciones académicas para un mayor impacto social y ambiental a través del cumplimiento de un objetivo básico: priorizar cuatro puntos centrales, como veremos a continuación:

1º) Definición de una misión moral e impacto

Las escuelas de negocio deben definir su misión e impacto en la promoción de los derechos humanos y luchar por el logro de objetivos ecológicos.

Si bien todas las instituciones académicas tienen un papel clave que desempeñar en el logro del Objetivo de Desarrollo Sostenible n.º 4, que se refiere a la educación y el aprendizaje permanente, también pueden contribuir con su investigación y actividades para avanzar en muchos otros objetivos de la Agenda 2030.

A lo largo de las décadas, las universidades y las escuelas de negocio, debido a los diversos incentivos gubernamentales y de autorregulación, han evolucionado en su propósito: de impulsadas por la enseñanza a impulsadas por la investigación y ahora impulsadas por el impacto.

Es en esta área donde las agencias de acreditación tienen el mayor poder de cambio. Algunas agencias de acreditación clave como la “Association to Advance Collegiate Schools of Business” (AACSB) ya han creado estándares relacionados con la misión y el impacto social para la acreditación de escuelas de negocio en todo el mundo. Los estándares 2020 de AACSB dictan que la investigación, las enseñanzas y las actividades de las escuelas acreditadas, ya sean internas o externas, deben tener un impacto social positivo.

El Dr. Sanjeev Khagram, Director General de Thunderbird School (que está acreditada por AACSB) está de acuerdo con estos estándares, y afirma que: “desde mi punto de vista, ahí es donde comienza: ¡es la misión!”. Y se pregunta: “¿cuál es nuestra misión?”, agregando “y todas nuestras misiones tienen que tener que ver con el impacto y todo tiene que conducir a ese impacto”.

 

Las escuelas de negocio están reelaborando su enfoque de la ética y la sostenibilidad para incorporar los derechos humanos y los valores ambientales en su plan de estudios, investigación e impacto

 

2º) Desarrollar un trabajo que sea relevante a nivel regional

Las escuelas de negocio no existen en el vacío. Es importante que los líderes empresariales de hoy y del mañana estén equipados con las herramientas necesarias para operar éticamente dentro de su contexto regional.

Wilfred Mijnhardt (Escuela de Administración de Rotterdam) dijo que debe haber vínculos claros entre el ecosistema regional y la misión y el impacto de las escuelas. Su posición es clara: “quieres un ecosistema regional para servir y, en función de tu misión, encuentras tus métricas”.

Si bien la búsqueda del logro de la Agenda 2030 es global, dar especial prioridad al enfoque regional en temas específicos podría ser la clave para el éxito global. Las escuelas de negocio deberían seguir el ejemplo de las más de 10.000 empresas que participan en el Pacto Mundial de las Naciones Unidas que se han reunido e identificado líneas de acción relevantes a nivel regional para sus comunidades de partes interesadas.

 

La diversidad, la equidad y la inclusión también son temas que deben entenderse a nivel regional. En países que albergan una amplia variedad de idiomas y etnias, los problemas relacionados con la inclusión son diferentes a los que albergan sociedades homogéneas.

El Dr. Enase Okoned (Escuela de Negocio de Lagos) explica: “en Nigeria tenemos 250 tribus y 400 idiomas y, por lo tanto, para mí, la inclusión tiene una connotación diferente, teniendo en cuenta que también se trata de garantizar que podamos llegar a personas de todo el país que no tienen acceso a la misma calidad de educación”.

A lo largo de las décadas, las universidades y las escuelas de negocio, debido a los diversos incentivos gubernamentales y de autorregulación, han evolucionado en su propósito: de impulsadas por la enseñanza a impulsadas por la investigación y ahora impulsadas por el impacto

 

3º) Integración de la sustentabilidad en las enseñanzas centrales del negocio

El camino para formar líderes empresariales éticos no implica únicamente impartir cursos de sostenibilidad en las escuelas de negocio. La sustentabilidad debe ser entendida como un tema transversal a todas las competencias empresariales centrales. El Dr. Urs Jäger (INCAE Business School y St. Gallen University) afirma que: «necesitamos educar no a expertos en sostenibilidad, sino más bien integrar todos los temas de sostenibilidad en expertos de otras funcionalidades como la revolución digital».

Integrar la sustentabilidad en todas las enseñanzas de negocio

Integrar la sustentabilidad en todas las enseñanzas comerciales centrales es un paso lógico para las escuelas de negocio basadas en el impacto, ya que mientras las empresas y los jóvenes están cada vez más preocupados por los problemas sociales y ambientales, los departamentos de contratación de las empresas aún priorizan a las personas con habilidades comerciales centrales. La contratación de profesionales que tengan todas las habilidades comerciales básicas y una comprensión profunda de los problemas de sostenibilidad es excelente para las empresas.

Andrew Jack, editor de la sección de Educación Global del Financial Times, presenta un caso adicional para la integración de la sustentabilidad como un aprendizaje transversal de habilidades comerciales centrales en lugar de materias independientes. Dice Jack que “muy a menudo, cuando hablo con los empleadores, dicen que prefieren contratar a personas con habilidades comerciales básicas y luego agregar la experiencia en sostenibilidad”. Así que hay una advertencia al ir demasiado lejos en estas nuevas habilidades a expensas de las capacidades subyacentes.

Algunas agencias de acreditación clave como la “Association to Advance Collegiate Schools of Business” (AACSB) ya han creado estándares relacionados con la misión y el impacto social para la acreditación de escuelas de negocio en todo el mundo

 

4º) Medición del impacto

Medir el impacto es crucial para evaluar el progreso en la búsqueda de una misión social positiva.

Las métricas son fundamentalmente importantes. Si bien hay algunas cosas que solo pueden capturarse de manera anecdótica o cualitativa, también hay un conjunto básico de actividades dentro de las instituciones de educación superior que pueden y deben medirse para permitir la comparación y la evaluación comparativa.

En materia de investigación, las universidades y las escuelas de negocio pueden y deben hacer sus aportes en los temas que aborda la Agenda de Desarrollo 2030.

Wilfred Mijnhardt (Rotterdam School of Management) ofreció detalles sobre el trabajo que se está desarrollando en el mapeo y compilación de investigaciones relacionadas con los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible) a través de la creación de bibliometría y altimetría. Afirmaba que “Recientemente desarrollé un mapeador de ODS para asegurarme de que podamos consultar todas las publicaciones relacionadas con los ODS”. A su vez, Andrew Jack, del Financial Times, destacó la importancia de garantizar que la investigación sea aplicable a los negocios de hoy. «Así que no solo estamos escribiendo un artículo que dice que aquí hay una investigación interesante sobre SDG4». Corresponde a las siglas en inglés de “Sustainable Development Goal 4”.  Y agregaba Jack que «en realidad estamos diciendo que hay ideas nuevas, originales, impactantes e implementables en esta investigación».

Las métricas consistentes entre las escuelas de negocio también podrían ser útiles para evaluar el impacto social. En términos de medir el progreso de las actividades, las partes interesadas podrían evaluar la información enviada por las escuelas con el objetivo de extraer las mejores prácticas.

Los indicadores y métricas deben desarrollarse en colaboraciones intra-empresariales. A medida que las escuelas de negocio se vuelven basadas en el impacto, el diálogo debe centrarse en identificar las métricas correctas para medir realmente el valor de las contribuciones y el impacto.

Creación de conocimiento en un contexto global

En las últimas décadas, las escuelas de negocio líderes han desarrollado valores que se materializan en activos muy sólidos, como es la base de conocimientos de una producción intelectual consistente, contando además con una perspectiva transnacional para convertir a los estudiantes de postgrado en potenciales líderes empresariales. Pero que, además, los graduados de un MBA o de cualquier otro curso de postgrado, asuman un compromiso muy claro: mejorar el estado del mundo y crear una comunidad sin fronteras con un entorno seguro y confiable para que todas las partes interesadas interactúen y se conecten.

Un contexto de inestabilidad mundial

El año 2020 vio el surgimiento de una pandemia mundial en un contexto de inestabilidad mundial. Las tensiones geopolíticas se acentuaban a medida que el virus COVID-19 iba abarcando ambos hemisferios, dejando al descubierto las relaciones entre países y afectando gravemente las percepciones que los ciudadanos tenían de sus dirigentes, y en el plano individual, la percepción que una persona tenía de las otras (sean compañeros de trabajo, vecinos, etc.).

Este contexto que se ha agravado durante 2022 por la Guerra de Ucrania, ha dado lugar a dos nuevos retos para las escuelas de negocio:

Las escuelas de negocio no existen en el vacío. Es importante que los líderes empresariales de hoy y del mañana estén equipados con las herramientas necesarias para operar éticamente dentro de su contexto regional

 

Garantizar la creación de conocimiento

En primer lugar, las escuelas de negocio deben tener la capacidad de garantizar la creación de conocimiento sin interrupciones como consecuencia tanto del impacto de las crisis recientes pasadas, como las que puedan surgir en el futuro. Tienen que ofrecer una imagen más clara de los riesgos y las soluciones a los que los estudiantes de postgrado se enfrentan hoy y se enfrentarán en el medio plazo.

– Las consecuencias de la creciente sofisticación

En segundo lugar, como educadores, las escuelas de negocio deben comprender las consecuencias de la creciente sofisticación y complejidad de la economía global y ajustar sus currículos de educación internacional en consecuencia. Sin duda, las NT’s son un jugador imprescindible a considerar en cualquier decisión de la dirección de una institución de postgrado, sea operativa o de tipo estratégico.

La creación de conocimiento depende de la productividad del profesorado. Mantener la continuidad en la productividad durante la pandemia ha requerido un mayor uso de la tecnología para implementar de manera eficiente los recursos de las escuelas de negocio. Además, ha requerido motivación, un sentido de urgencia y dedicación para ser un socio comprometido en la comunidad empresarial.

Los éxitos empresariales en la era post pandémica

El éxito de cualquier comunidad o región en el mundo actual post pandémico, dependerá de si las instituciones de educación superior y de postgrado, la comunidad empresarial y los socios cívicos pueden unir fuerzas para abordar las necesidades corporativas/de la fuerza laboral y las necesidades sociales.

Son muchas las escuelas de negocio a nivel internacional que después de tal impacto negativo en las economías de los países, en todos sus sectores de actividad, tomaron iniciativas como la organización de numerosos seminarios web, foros en línea, intercambios en la nube y conferencias de transmisión en vivo, inmediatamente después de que se suspendió la enseñanza presencial. Se realizaron encuestas e informes para explorar el impacto de la pandemia. En el caso concreto de las operaciones comerciales con China, se hicieron esfuerzos para explorar posibles soluciones para reiniciar las cadenas de suministro interrumpidas e identificar tendencias en transformación digital, nuevas ventas minoristas y liderazgo, gestión de la fuerza laboral y más.

Un nuevo énfasis en la tecnología ha generado la consecuencia positiva de que las escuelas de negocio lleguen a más personas

Por ejemplo, una serie de conferencias en línea con profesores de CEIBS (China Europe International Business School en los campos de macroeconomía, fusiones y adquisiciones, gobierno corporativo y marketing digital, fue transmitida en vivo por varios medios principales en China y recibió hasta 2 millones de páginas vistas por sesión.

La facultad de CEIBS también abrió el camino para la comunidad empresarial al conectar los puntos sobre las mejores prácticas relacionadas con la reapertura de negocios y el fomento de la recuperación económica. Como el primer país afectado por la pandemia, China estuvo en primera línea en términos del brote real y nuevamente de la recuperación económica posterior a la COVID-19 y los cambios sociales relacionados provocados por la crisis.

Wilfred Mijnhardt (Escuela de Administración de Rotterdam) dijo que debe haber vínculos claros entre el ecosistema regional y la misión y el impacto de las escuelas. Su posición es clara: “quieres un ecosistema regional para servir y, en función de tu misión, encuentras tus métricas”

 

Una experiencia de colaboración

Los profesores de CEIBS cooperaron estrechamente con líderes de la industria en comercio minorista, comercio electrónico, logística, atención médica remota y telemedicina, entre otros, para realizar una investigación exhaustiva para examinar las respuestas a la crisis y mostrar cómo la pandemia aceleró varias tendencias preexistentes (en particular, la digitalización y la creciente precaución y conciencia de salud de los consumidores chinos).

Las patentes y el conocimiento

Los conocimientos patentados generados no solo explicarán cómo le fue a China en comparación con otros mercados, sino que también generarán hallazgos que pueden transferirse a empresas de otras partes del mundo, compartiendo conocimientos y estrategias aprendidas para prosperar en un entorno tan desafiante.

La digitalización combinada con un valor para satisfacer la búsqueda de la verdad

El profesor de estrategia Chen Weiru de CEIBS (China Europe International Business School) ha investigado cómo la digitalización combinada con un valor para satisfacer la búsqueda de la verdad, la bondad, la belleza y el amor de las personas puede ayudar a las empresas a lograr un desarrollo sostenible, como se informó en su charla en el CEIBS Insights 2020 Europe Forum el 26 de noviembre. 2020.

Compartir estas lecciones y prácticas de China con otras partes del mundo

CEIBS está trabajando arduamente para compartir estas lecciones y prácticas de China con otras partes del mundo a través de su plataforma global. Los estudiantes, ex alumnos y otros han podido conocer estos desarrollos a través del Service Excellence Forum de la escuela (organizado por CEIBS en colaboración con École hôtelière de Lausanne [EHL]) o de la serie CEIBS Insights Europe Forum, que hizo «paradas» virtuales. en Suiza, Alemania, el Reino Unido y Francia en 2020 y contó con información de académicos y líderes empresariales.

Cuanto más compleja sea la tendencia emergente, más podrá impulsar la innovación

Se ha explorado una nueva iniciativa para establecer áreas de investigación multi/transversales en CEIBS. Esta iniciativa permitirá a los miembros de la facultad de diferentes disciplinas crear más sinergia con otros campos e introducir soluciones de cambio radical al combinar desarrollos en administración de empresas con aportes de otras disciplinas y partes interesadas. Es del todo evidente que la agilidad y la flexibilidad en la investigación multidisciplinaria o interdisciplinaria desempeñarán un papel importante en la promoción de un plan de estudios de educación internacional diferente para los futuros líderes empresariales.

La crisis de las creencias convencionales

La pandemia ha puesto en tela de juicio las creencias convencionales sobre el orden mundial tradicional y socavado la confianza en las organizaciones multilaterales, así como la forma en que llevamos a cabo el comercio y las inversiones internacionales y forjamos asociaciones. Aunque las Naciones Unidas (ONU), la Organización Mundial del Comercio (OMC), el Foro Económico Mundial (WEF), la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y otras organizaciones internacionales han tratado de mostrar el poder de la cooperación, el mundo aún enfrenta los cuatro “enormes desafíos” descritos por el secretario general de la ONU, António Guterres, que los enumera así:

– El cambio climático.

– La desconfianza en los líderes.

– El aumento de la tensión geopolítica.

– El lado oscuro de la revolución tecnológica.

Además, la OMC ha permanecido atrapada en un punto muerto. Primero, el multilateralismo inclusivo es una necesidad urgente. En segundo lugar, se necesitan una visión y prácticas para un gobierno corporativo responsable y adaptable en un contexto más volátil y multiconceptual.

Cuando los marcos de referencia de gestión universal no son adecuados

¿Qué es lo que entendemos por marcos de gestión adecuados? Son aquellos que, a nivel académico, especialmente en la investigación en cualquier ámbito de conocimiento, se establece una suerte de líneas fronterizas dentro de las cuales hay un espacio en el que determinados factores operan. Pero no significa que sean fijos. Esto nos lleva a advertir que los marcos de gestión universal pudieran no ser los adecuados ni lo suficientemente efectivos para garantizar la continuidad del negocio, frente a los crecientes intereses nacionales y regionales que pueden estar en pugna con los intereses de determinadas empresas, sean multinacionales o regionales. De ahí que el mundo corporativo necesita adaptarse a mercados nacionales y regionales no universales, culturalmente diferentes, geográficamente segmentados y demográficamente diversos.

Las escuelas de negocio deberían seguir el ejemplo de las más de 10.000 empresas que participan en el Pacto Mundial de las Naciones Unidas que se han reunido e identificado líneas de acción relevantes a nivel regional para sus comunidades de partes interesadas

 

Una comprensión y una conciencia sólidas de parte de las escuelas de negocio

En este contexto, corresponde a las escuelas de negocio basar su enseñanza en una comprensión y una conciencia sólidas e inclusivas de las tensiones geopolíticas actuales. Inclusivo en este contexto se refiere al respeto de la diversidad y el ejercicio de la imparcialidad, donde la diversidad se acepta junto con una fuerte rendición de cuentas, y se asegura la competencia justa junto con la transparencia.

Para poder administrar a través de países en un contexto global, los directivos y ejecutivos deben convertirse en expertos en uno o dos entornos comerciales específicos, o al menos comprender las especificidades de uno o dos mercados. Solo cuando se comprenden y reconocen las especificidades se puede crear valor a través de la colaboración y la cooperación inclusivas.

Las escuelas de negocio deben tener claro su enfoque y cómo quieren posicionarse.

Focalizar bien es saber posicionarse, de manera de convertirse en un facilitador de la recuperación económica global, por lo que las escuelas de negocio deben crear y entregar contenido con profundidad regional y una perspectiva global para equipar a los líderes empresariales con el conocimiento y las habilidades necesarios para comprender las dinámicas cambiantes, navegar a través de las crisis y salir fortalecidos.

En el caso de CEIBS, su posicionamiento estratégico único de profundidad de China y amplitud global lo ha convertido en el principal experto en China con una perspectiva global. En los últimos años, CEIBS se ha establecido como un centro de conocimiento y ha atraído a muchos profesores chinos y no chinos a profundizar en China.

Como profesionales académicos, recibieron una amplia y rigurosa formación en investigación de las mejores universidades antes de unirse a CEIBS. Lo que están contribuyendo al campo general de la gestión empresarial incluye no solo su explicación detallada de la transición económica de China y los modelos y prácticas comerciales chinos, sino también sus ideas sobre cómo el mundo corporativo puede relacionarse mejor con China y cómo las experiencias e innovaciones de los mercados emergentes como China también se puede aprovechar para el crecimiento y la sostenibilidad en otros lugares.

A título de ejemplo, es interesante reseñar este párrafo: “la demanda de las multinacionales para venir a China ha aumentado drásticamente a medida que China ha pasado de ser percibida como una mera base de fabricación a un motor de ganancias” (Yuan Ding, citado en Murray, Reference Murray 2019, párrafo 6).

Como tal, CEIBS es la ventana para el mundo sobre China: desmitifica las percepciones, ofrece una interpretación del tejido cultural único del país en sus diferentes regiones y revela los patrones y los impulsores detrás de su éxito económico.

Esta información ha sido elaborada por NUESTRA REDACCIÓN